Los inquilinos con un contrato de alquiler de vivienda firmado en los últimos cuatro años en la Comunidad de Madrid tienen que hacer frente ahora al pago del Impuesto de Transmisiones Patrimoniales (ITP). Pocos saben de la existencia de este impuesto, que normalmente se paga al comprar una casa, pero ahora también al alquilarla, al menos si el contrato ha sido depositado en un registro público. Pero… ¿qué podemos hacer si el arrendatario se niega a pagar este impuesto?